Las fiestas "No fiestas", no han pasado indiferentes para la Comparsa de Piratas que siendo imparables en sumar acciones de ocio, solidarias y culturales han querido estar presente en todo lo que la situación actual ha podido permitirles.

En la tarde del día 7 la bondad pirata se hizo presente en la Iglesia de Santiago con la visita de sus cargos en representación de la Comparsa aportandoproductosno perecederos a la Junta de la Virgen quienes se encargarían de repartir entre las asociaciones más necesitada.

El asilo, como cada año, también recibió la visita de la Comparsa aportando leche, lejia y productos de higiene. Una visita que se echa mucho en falta pues es costumbre obligada el acudir cada día 7 a esta preciada casa para contagiar a sus usuarios de la alegría y la pasión pirata.