Tras la publicación del M.I. Ayuntamiento de Villena en sus redes sociales sobre el comienzo del curso con normalidad en todos los centros educativos, muy a nuestro pesar tenemos que informar a la ciudadanía que nuestro centro no ha comenzado con esta cierta normalidad que ellos han querido reflejar.
El pasado día 1 de septiembre, tras la vuelta del personal del centro se produjo una reunión de urgencia con la Concejala de Educación a petición de miembros del AMPA y Equipo Directivo del centro por la situación del centro a pocos días de comenzar las clases.


El resultado de la actuación realizada en agosto, para acondicionar las zonas limítrofes a la losa de hormigón para las aulas prefabricadas del colegio Príncipe D. Juan Manuel, no era el esperado y tras las últimas lluvias vimos una serie de deficiencias que debían de subsanarse antes de la entrada del alumnado o por lo menos la colocación de un vallado.
Los días anteriores al inicio del curso realizaron algunas de las peticiones del día 1 pero esta mañana la falta de previsión ha llevado a que no se pudiera utilizar el patio de infantil ya que el servicio de mantenimiento del arbolado ha estado podando los árboles de este espacio. Además de no haber vallado las zonas que siguen sin estar acondicionadas para el juego infantil (montones de tierra con escombro, piedras grandes y desniveles), porterías que no se han cambiado de espacio, bancos que iban a colocarse en otros espacios y se los han llevado, zonas con necesidad de limpieza profunda del pavimento.


Y en lo que se refiere al interior del edificio seguimos teniendo necesidades de mantenimiento que no se han cubierto desde hace mucho tiempo (radiadores averiados, falta de tubos de luz, cubierta de la terraza en mal estado, megafonía estropeada y pilares en estudio) por lo que el malestar es generalizado ya que durante los meses estivales alguna cosa más se podría haber realizado, estas necesidades son las mismas que hace un año o más.


Esta mañana en la visita de los representantes municipales al centro les hemos vuelto a preguntar por las medidas de emergencia, ya que tras la colocación de la losa de hormigón se dificulta la evacuación por emergencia además de los problemas que se derivan de las lluvias en el patio, la contestación es como siempre “ya se mirará”.
Como conclusión volvemos a reiterar nuestro malestar porque hemos empezado el curso con las mismas necesidades del curso anterior y respuestas sin resolver.