El pasado viernes 16 de mayo, Villena amanecía con la noticia de la tala de cinco pinos piñoneros de más de cien años de vida. Uno de estos árboles se encontraba en el Catálogo de Árboles Singulares de Villena realizado por AVIANA y actualizado por la concejalía de Medio Ambiente en 2012 cuyo trabajo de catalogación estaba pendiente de concluir.


Por ello el equipo de gobierno valorará la situación en la reunión de hoy y tomará medidas para emprender acciones acciones legales contra sus responsables.


Según la ordenanza municipal de licencias urbanísticas de Villena, se impide la tala de árboles sin autorización expresa del Ayuntamiento. Desde Consellería no se ha solicitado esa licencia urbanística que exige la ordenanza municipal para la tala de árboles dentro del municipio. Existe una ley en la Comunidad Valenciana para la protección del arbolado singular entre los que se encontraba uno de los pinos talados el pasado viernes.


Según ha podido saber el equipo de gobierno, desde Consellería aluden esta tala injustificada a motivos de seguridad vial. Esta información contrasta con la ofrecida por autoridades policiales quienes aseguran que esa zona no está catalogada como punto negro en cuanto a siniestralidad puesto que no se recuerda accidente de tráfico alguno en las últimas décadas.