El presidente de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP), Rubén Alfaro, ha invitado a los dirigentes del Partido Popular a emigrar si mantienen su rechazo al decreto de la lengua y el acceso a la función pública que obliga -entre otras cosas- a aprender valenciano a los funcionarios.

«En esta Comunidad el valenciano es la lengua cooficial, si el gobierno autonómico insta un nuevo perfil lingüístico se ha de acatar, si el PP lo desea se puede ir de la Comunidad Valenciana a cualquier otra en la que no sean oficiales dos lenguas», ha declarado en una entrevista al periódico local Valle de Elda.

De nuevo, el político socialista se ve entre la espada y la pared porque firmó y dio su voto favorable en junio del año pasado a una moción de la FVMP que preside para respaldar la polémica norma lingüística del Consell, pero como alcalde de Elda niega rotundamente que vaya a aplicarlo en su municipio, mayoritariamente castellanohablante y donde esta cuestión suscita un rechazo generalizado.

En la citada entrevista, Alfaro ha reiterado que «todo sigue igual» y justifica que la FVMP «representa a todos los municipios de la Generalitat Valenciana, y la mayoría son valencianohablantes, por eso se aprobó la moción», aunque reconoce que salió adelante con la abstención del PP y obvia que él mismo le dio su apoyo. En cualquier caso, anuncia que la «acatará», con lo que eliminará la exoneración que tiene Elda de que sus funcionarios aprendan valenciano y lo utilicen, como otras poblaciones castellanohablante.

«Que aclare su postura, ¿en qué planeta vive el alcalde Elda?», ha reclamado a Alfaro el portavoz del grupo municipal del PP, Francisco Muñoz, tras rechazar la invitación a abandonar la Comunidad Valenciana. A su juicio, la incoherencia de la postura de la máxima autoridad eldense se explica también porque asiduamente, todas las semanas, «se reúne y está con el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, su compañero de partido, pero sabe que en Elda no puede decir lo que dice en Valencia».

Por su parte, el vicesecretario general de Economía y Políticas Sociales del PP en la provincia de Alicante, Juan de Dios Navarro, también ha exigido a los socialistas que expliquen su posicionamiento sobre este decreto: «Queremos saber si desautorizan al radical Marzà o hacen como el alcalde de Elda, Rubén Alfaro, y le apoyan en este ataque a los castellanoparlantes». Y añade: «Que Alfaro o el alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, den ejemplo del uso del valenciano si quieren que los demás también lo tengan por obligación».

Resto del artículo: http://www.abc.es/espana/comunidad-valenciana/abci...