¿Te gusta el suspense y el terror? No te preocupes, si eres de esas personas que adoran el inyectar un poco de miedo a sus viajes visitando espacios extraños y casi sobrenaturales, toma nota de estos lugares misteriosos del mundo que siguen sin explicación, más o menos. Lo cierto es que, aunque la ciencia no siempre sea capaz de encontrar la solución a sus misterios, no significa que sean ovnis o extraterrestres, como buscan siempre los amantes de las conspiraciones.

Devil’s Kettle, en Minnesota, EEUU
Comenzamos por Minnesota, ya que los EEUU son un rico territorio para los misterios y las conspiraciones. Pero resulta que, en la Caldera del Diablo, la mitad del río Brule desaparece por completo. Al parecer, la corriente se divide en dos cascadas, una que sigue su curso, y otra que cae por una poza, donde el agua ya no vuelve a aparecer. De hecho, por más que han vertido de todo, incluso colorantes, jamás los han vuelto a encontrar. Hay muchas teorías, pero, de momento, todo está envuelto en el misterio.

Puerta del Infierno, en Darvaza, Turkmenistán
Suena bastante grave lo de la Puerta del Infierno, pero no es para menos. En Turkmenistán hay un cráter de 30 metros de profundidad y 69 metros de ancho desde el que surgen llamas del fondo. Al parecer, ingenieros soviéticos buscaban petróleo en la zona, y perforaron con ahínco para dar con una bolsa de metano que reventó y produjo el fenómeno. Sea cual fuere su origen, lo cierto es que el lugar es un verdadero espectáculo. Y no es el único, ya que parece que se han encontrado otros parecidos en Siberia y China.

Las luces de Marfa, en Texas, EEUU
Volvemos a EEUU, el país donde más amantes de lo extraño y la conspiración se pueden encontrar. Pero, a veces, estos parecen ser ciertos. O al menos, así lo creen los vecinos del lugar. Cuenta la leyenda que en 1883 un cowboy que transportaba ganado vio unas extrañas luces.
Pensando que eran apaches, no hizo más caso. Sin embargo, el fenómeno se sigue repitiendo. Así que, para echar más leña al fuego, los lugareños consideran que son exploradores españoles ahogados en un lago cercano mientras buscaban oro. Aunque también podría ser un espejismo producido por la colisión entre aire caliente que se eleva y frío que desciende.

Las rocas caminantes del Valle de la Muerte
De nuevo en EEUU, al Valle de la Muerte, concretamente. Aquí hace años que se da el fenómeno de las rocas que caminan y parecen moverse solas. Si lo quieres observar, acércate hasta Racetrack Beach, donde fue descubierto en 1948. Al parecer, podría ser que la superficie de la zona, al congelarse por el agua filtrada del suelo, permita que las rocas se muevan por acción de la brisa, que las trasladaría como si fuesen velas de barco.

Luces de Hessdalen, en Noruega
Nos marchamos ahora a Europa para descubrir un avistamiento curioso, unos fenómenos luminosos que se producen en el Valle de Hessdalen, de gran intensidad, y que muchos creen que son ovnis, claro. Lo cierto es que no siguen un patrón uniforme, pueden ser de diversos colores, a veces se mueven y otras están estáticas, y aparecen solas o en grupo, desde el horizonte hacia el cielo. ¿Puede ser algún tipo de ionización del aire? ¿O realmente se ha instalado allí una comuna de aliens?

Lago Groom, en EEUU
Seguimos en EEUU, que, como hemos dicho, es tierra fértil en misterios. Y, claro, si hablamos del lago Groom, una cuenca cercana al Área 51, de agua salada, no hay mucho más que añadir. Se supone que allí se construyeron pistas para probar prototipos secretos, pero es más divertido pensar que fueron fabricadas por y para las naves espaciales y alienígenas. El caso es que, unos por otros, no sabemos su origen cierto y veraz.

Las figuras de Nazca
Nos marchamos ahora hasta Perú para descubrir con estupor los enormes dibujos de animales que se encuentran en el desierto de Pampa, que incluyen pájaros y ballenas entre 20 y 200 metros de longitud. De hecho, hay hasta figuras humanas. Pero tampoco se sabe exactamente cuál es su origen. Como siempre, para gustos los colores. Hay quien cree que son pistas de aterrizaje extraterrestres. Otros consideran que su origen se debe a rituales antropológicos.

El Triángulo de las Bermudas
Y, como es lógico, no podemos despedir este artículo sin el gran clásico entre los clásicos, el Triángulo de las Bermudas. A medio camino entre Florida, Puerto Rico y las Islas Bermudas, se considera maldito desde 1945 por la cantidad de barcos y aviones que han desaparecido allí. No obstante, el origen fue una cuadrilla de bombarderos norteamericanos. Desde entonces, naves de todo tipo han perecido, aunque parece que las explicaciones no son tan misteriosas. Es zona de ciclones y piratería por el tráfico de drogas.