El equilibrio, la armonía con la naturaleza, su defensa, su mejora, es una de las prioridades de la Asamblea Verde. Desgraciadamente ni la conciencia social ni el funcionamiento de las instituciones ni a veces nuestra propia acción tienen el nivel de exigencia que la realidad requiere.

Si bien, siempre ha sido una necesidad al celebrar el Día del Medio Ambiente asumir los retos que la defensa de la naturaleza conlleva, ahora cuando el cambio climático se convierte en la prioridad número uno si queremos garantizar la vida en el planeta y el desarrollo de Villena, el Día del Medio Ambiente significa doblemente un compromiso que nos lleva a cambios personales y comunitarios para tratar de mantener los ecosistemas y el bienestar social.

Iniciativas como recuperar espacios y generar empleo, como la continuidad del vial ecológico (el que se muestra en la imagen) marcan la diferencia, y señalan una buena manera de trabajar del Grupo Verde.

La defensa del territorio, impedir el expolio de los recursos hídricos, lograr un aire limpio, una economía circular, optimizar la recogida de residuos y su tratamiento, preservar la biodiversidad son exigencias que desde la Asamblea Verde y desde sus representantes en el Ayuntamiento se abordan día a día. Además, debemos redoblar esfuerzos para lograr una sociedad más justa, igualitaria y respetuosa con la naturaleza.