La adicción al juego se ha convertido en el principal quebradero de cabeza para asociaciones que tratan de evitar y combatir esta lacra, que se ha convertido en la 'heroína' del siglo XXI. En Villena, en 1997 nace la asociación de Jugadores Rehabilitados Nueva Vida.

Surge por iniciativa de varios afectados por ludopatía de la localidad de Villena, que junto con el apoyo del médico de la Unidad de Conductas Adictivas (U.C.A.) de Villena y del psicólogo del centro de salud I y tras dos años de funcionamiento como grupo de autoayuda, deciden constituirse.

En esta andadura de funcionamiento, se han desarrollado y aumentando (en cantidad y calidad) diversas actividades encaminadas a lograr nuestros objetivos. Este medio ha hablado con el presidente de Nueva Vida, José María Vidal, que pide a los partidos políticos que incluyan en sus programas electorales para las elecciones autonómicas y municipales propuestas reales y efectivas para frenar el aumento de casos de jóvenes que padecen ludopatía.

¿La ludopatía sigue siendo un problema?

La ludopatía está siendo un problema actualmente. De hecho, más que nunca, ya que además de hallarnos ante más número de afectados, está abarcando a una población mucho más joven, e incluso a menores, siendo la prevalencia de adicción al juego más del doble que lo es en adultos.

¿Puede un chico o una chica joven endeudarse por el juego?

Claro que sí. Piden, roban y gastan todo lo que tienen. Además este problema se incrementa con los créditos rápidos, en los que de un modo muy sencillo consiguen dinero rápido y fácil pero a unos intereses elevadísimos que les ocasiona una gran deuda para muchos años.

El problema se multiplica ya que además de la adicción está una posible deuda que arrastren

Sí. Las deudas producen mucha ansiedad. Aún así, lo peor que les ocurre no es el endeudamiento, aunque sí es lo que hace saltar las alarmas la mayoría de las veces.

¿Cuánta gente tratan en la asociación?

Actualmente unas 135 personas, entre socios y familiares. El tratamiento es complementario ya que los familiares son el apoyo del enfermo. Pero ellos también necesitan ese apoyo ya que es una situación muy estresante.

¿Se puede salir de la ludopatía?

Claro que se puede salir. El tratamiento que llevamos a cabo es muy efectivo. Pero también es largo en el tiempo. Lo importante es terminar el tratamiento. Los jóvenes creen estar curados antes de tiempo, dejan el tratamiento y luego vienen las recaídas. Es importante finalizar el tratamiento y hacer el seguimiento.

¿La ludopatía es un problema bastante habitual?

Se está convirtiendo en algo más habitual de lo que desearíamos para nuestra sociedad. Pero con tanta publicidad y fácil acceso a los distintos y variados juegos, parece difícil parar este progreso.

Supongo que veréis historias personales peliagudas…

Vemos muchas situaciones difíciles. Pero cuando éstas se dan en un chico o chica joven, todavía resultan más crueles.

¿La adicción al juego afecta también a menores?

Siempre ha habido algún caso de menores, pero en los últimos tiempos éstos también están proliferando.

Ahora el juego on line está en cada casa ¿Es más difícil combatir así la ludopatía?

Por supuesto que el juego on-line está complicando tanto la adicción como la rehabilitación, pues todos tenemos un móvil con acceso a internet las 24 horas del día, cuestión que agrava la adicción y en situaciones dificulta la rehabilitación. No obstante, con el tratamiento se toman las medidas necesarias para solventar estas situaciones.

He leído que proponen una especie de carné para poder jugar. ¿Cómo sería?

Desde luego se podrían tomar muchísimas más medidas de prevención ya que apenas se cumplen las ya impuestas, como el que en la Comunidad Valenciana no haya control de acceso a los salones de juego, publicidad en todos los horarios, bonos de bienvenida engañosos…

¿Cuándo es patológico el juego?

El juego se convierte en patológico cuando la persona invierte cada vez más tiempo y dinero en el juego. Abandona otras actividades por ir a jugar, oculta o miente a familiares y amigos sobre el juego y las cantidades jugadas. Pese a los grandes problemas que el juego ocasiona en sus vidas endeudamiento, aislamiento, soledad, ansiedad, depresión… La persona es incapaz de dejar de jugar.

Con todo, uno de los signos más característicos que nos hacen intuir la aparición de juego patológico es el pensamiento de recuperar. Cuando se apuesta por recuperar las pérdidas es indicador de la aparición de un grave problema.

¿Cómo llegan a Nueva Vida?

La mayoría de las veces son los familiares o amigos los que después del proceso que hemos hablado anteriormente se dan cuenta del deterioro emocional que sufre el jugador y viene o llama a la asociación. En algunos casos es el propio afectado el que contacta con nosotros, aunque suele ser poco común. Esto suele ocurrir cuando el enfermo ha tocado fondo. También la Unidad de Conductas Adictivas (UCA), perteneciente a la Seguridad Social, nos deriva algunos casos.

¿Cómo subsiste una asociación como esta?

Recibimos ayudas de Consellería, Diputación y del Ayuntamiento de Villena. Este año también de la fundación de LaCaixa. No obstante, aunque agradecemos mucho este apoyo no es suficiente para la actual problemática del juego patológico.

Ahora que hay tantas elecciones, ¿qué le diría a los políticos?

Que dedicaran un porcentaje de lo recaudado con el juego para invertirlo en la rehabilitación y prevención del mismo. Que tomaran medidas preventivas eficaces.