Los beneficios de los árboles y la naturaleza son tantos y de tan variados órdenes para la vida humana que, realmente, sólo hay que darlos a conocer.

Crear oportunidades, encuentros y experiencias en la población para conocer y abrazar su patrimonio natural y medioambiental nos asegura, como pocas otras iniciativas, su correcta preservación.

Por ello, una de las principales medidas de la concejalía de Medio Ambiente durante la legislatura no es sólo dotar a la población de un cinturón verde, con la plantación de cerca de 2.500 árboles alrededor del casco urbano de sax, recuperando espacios en el proceso, sino también hacer partícipe a la población.

Así, en labores de repoblación han participado ya un centenar de escolares del CEIP Alberto Sols y los alumnos de jardinería y albañilería de Formación Profesional del Insituto Pascual Carrión.

El Centro de Día de Sax es otro colectivo que ha participado en la repoblación de sus propias instalaciones. Los alumnos del instituto también colaboraron con la preparación de la nueva ubicación de la Feria de Comercio de este pasado mayo, por primera vez establecida junto a los márgenes del río Vinalopó y qué decir de la campaña educativa sobre las golondrinas, vencejos y aviones, y que ha llegado a más de 500 escolares. En definitiva, iniciativas de una línea de trabajo donde la participación y la involucración ciudadana es básica.